17.6.08

Llegó la hora.

No es tan fácil escaparse de la propia esencia, de la mismísima realidad impuesta. No es sencillo de un día para el otro convertirse en la independencia para dejar de ser, o acaso se comienza a ser pero cómo saberlo. Corrés como quien corre al horizonte, a las palomas, al viento. Corrés y no sabés a dónde pero lo hacés porque ansiás esa libertad que te aprieta el cuello y los nudillos, y te grita mientras te estalla el tímpano, que salgas y te lo grita tan fuerte que te mareás y después vomitás sin parar. Pero no sabés cómo hacer, te da asco y miedo la independencia, te enfermás pero ya es más allá de la conciencia que avanzás, más allá de vos, porque es así la vida y lo será hasta el último día.

4 comentarios:

el hombre merengue dijo...

no se que hago aca tengo q estudiar gasques grrr ¬¬

LA CARICATURA EXISTENCIALISTA dijo...

la libertad, como salir de un cuaderno cuadriculado para ver qué hay más allá. es verdad, no es tan fácil escapar de la realidad impuesta

divaD oiluJ dijo...

Hasta el último día.

Hasta el último día. Hasta el último día.

Hasta el último día. Hasta el último día. Hasta el último día. Hasta el último día. Hasta el último día. Hasta el último día. Hasta el último día.

Franco Morales dijo...

Cuando encontraste libertad. la verdad que la primer reaccion es volver al encierro. Despues, cuando te das cuenta q no avanzas volviendo, te agarra angustia, y despues te das cuenta de la minima parte de verdad que te toca, tu finitud en esta tierra, tu ignorancia INFINITA y entras en razón que nunca vas a poder abarcar todo pero podes crecer en tu pequeño espacio... y decir que al menos contribuiste en algo a la ignorancia de los otros


DUELE